Idk, I'm a Belieber

@CeliaSmile_

I only want to smile. I'm other crazy girl in the world. #beadlesbabe #belieber #lovatic [♥@martachao_]

Photos and Videos by @CeliaSmile_

  • Timeline
  • Gallery

Mi sobrino :').

  • 1037 days ago via site
  • 47

Wowowo! you and ur beautiful family are invited to a PAELLA in Spain!! you'll never forget it! are you gonna reject it?

  • 1061 days ago via site
  • 41

wow... u guys are growing up... I was not here always, but I'll be here for the end. And after. You guys means a lot for me... you changed my life. But... do you know what? It's much better now.

  • 1061 days ago via site
  • 65

Just a baby.. Dedicated for all of urs :)

  • 1072 days ago via site
  • 69

:')

  • 1117 days ago via site
  • 38

its no mine... but i like it bahahahah

  • 1117 days ago via site
  • 51

with and

  • 1117 days ago via site
  • 52

Yesterdaay:D

  • 1119 days ago via site
  • 43

El timbre sonó de una manera que hizo que mi sonrisa se produjera sin haber visto la de Chris anteriormente. Me levanté corriendo para que me diera el aire afuera pero alguien me lo impidió.
-Ehh, ¿dónde crees que vas pequeñaja? - Hanah sonreía.
-Fuera Hanah, necesito despejarme.
-Tu lo que necesitas es despejar la ecuación. -reía
Resoplé.
-No me digas eso por favor. Estoy harta.
-Ah, cierto. Que hoy no has podido pasarte la clase de Matemáticas mirando a Christian.
-¡Hanah cállate! -Dije ya con una sonrisa en la boca. Mis mejillas comenzaban a arderme.
-Bah, vamos afuera, yo también necesito despejarme un poco pequeña.
Sí. Hanah es otra de mis mejores amigas. Es otra de las que me ayuda a superar mis estúpidos problemas, y a sonreír pese a todo y a todos.
Asentí sonriente y salimos al pasillo. Los niños de 1º de ESO pasaban por nuestro pasillo contentos. Les tocaba Educación física, a pesar de sus bolsas de aseo, esa alegría en la cara no era precisamente por la ansia de dar Historia.
Pasó Ana. Le sonreí y ella me respondió con la mano. Iba junto con Marta, como siempre habladora. Las dos nos miraban y Hanah las saludó.
-Hanah voy al baño.
-¿Quieres que te acompañe?
-No hace falta, no me voy a perder.
-Pensaba -sonrió.
Sacudí la cabeza con una sonrisa y me dirigí al baño. Miraba al suelo, desconcentrada de lo que pasaba a mi alrededor. Embobada, más bien. Suspiraba a cada cuatro pasos. Mi cara se mostraba inexpresiva en ese momento.
Miraba mis piernas andar lentamente hasta el aseo. Parecía metida en un cuento. Me sentía en una nubecita. Parecía querer dormirme de pie.
Algo sucedió que logró bajarme de esa nube. Todo ocurrió demasiado rápido, dejandome sin aliento alguno. Me encontraba en el suelo. Algún chico a toda prisa había arrasado conmigo. Simplemente no me había visto. Normal.
Me levanté como pude recogiendo los libros de esa persona. ¡Qué torpe había sido yo! Tenía que tener más cuidado.
-Eh...Lo siento, toma... -dije recogiendo los libros aún en el suelo.
-No te preocupes, ha sido culpa mía.
Y nada más escuchar esa voz la saliva desapareció de mi boca. Estaba sonriendo. No le había mirado pero lo sabía. Sabría decir hasta como estaba su pelo ese día. Sin ni siquiera mirarle.
Paré de recoger. Bueno, mis manos pararon. Quería seguir recogiendo pero posiblemente tiraría todos los libros ya en mi mano. Y no quería parecer una idiota. No delante de él.
Tragué sonoramente. Estaba segura que hasta él lo había escuchado.
Levanté la mirada levemente y le ví. Sonreía. Había acertado. Me tendía su mano para levantarme. Tube que esperar unos segundos para reaccionar y asegurarme de que me la estaba dando a mí. Moví la mano, o al menos eso intentaba hacer. Le tendí la mia y cogió fuertemente. Oh dios, mi estómago iba a explotar. Qué sensación más...estúpida.
Le miraba a los ojos. Me sabía perfectamente su cara. Ese pequeño lunar que tiene al lado de la nariz y encima de la boca, en el lado izquierdo.
Sus ojos hacían una bonita circunferencia miel con tonos oscuros. Sus pestañas eran largas, abundantes. Preciosas, de un color cobre. Su nariz era graciosa y acababa de complementar su cara. El pelo le caía graciosamente por la frente, todo hacia un mismo lado, el derecho. Castaño. Castaño claro, con escasas mechas rubias que la naturaleza le había dado.
¡Dios! Seguía con su mano pegada a la mía. Estaría pensando que era inútil. La quité deprisa e intenté sonreír.
-¿Vas a clase?
Me estaba hablando a mí. Quería girarme para asegurarme de que no había nadie atrás que pudiera ser su posible receptor. No. Me estaba hablando a mí. ¿En serio?
-Eh...yo.. S-sí. Toc-ca Historia, ¿no?
Seguía sosteniendo esa sonrisa.
-Sí. ¿Qué tal la clase de Matemáticas, pesada no?
Oh dios. Seguro que se había dado cuenta de que me quedaba TODA la clase de Matématicas observandole. Quise morir. Que un agujero enooooorme me tragase.
-Sí...demasiado. No entiendo nada.
¿Qué? ¡No había tartamudeado! Y había contestado más que un monosílabo. Me estaba haciendo sentir realmente cómoda hablando con él. Sonreí.
Me miró profundamente y rió.
-Sí son fáciles, Celia.
¡Se acordaba de mi nombre!
-Ssí. -balbuceé.
-Si quieres, un día de estos, vienes a casa y te explico lo que no entiendas. Sabes donde vivo, ¿no?
¿Me estaba invitando a su casa? Sonreí. No podía desperdiciar esta oportunidad.
-¡Claro! -dije entusiasmada, intentando ocultarlo.
El sonrió, como si le acabase de dar una piruleta a un niño hambriento.
-Bueno pues allí estoy. ¿Mañana a las 18:00?
-Claro Chris.
Me miró por unos segundos, los que para mí fueron horas. Sonriendo. No podría definir su cara perfectamente. Parecía mirar a alguien con alegría, con ganas. ¿Estaría detrás de mi Stacie?
-Bueno Celia, vamos a clase, si no quieres que el de Historia te heche la típica charla de "si llegas siempre tarde a clase, ¿así quieres aprovar?" - dijo, reproduciendo lo último con voz chillona.
Reí sin poderlo evitar a carcajadas. Asentí y nos encontrabamos de camino a 3ºB.

  • 1119 days ago via site
  • 61

my sisters and bro :) love them a lots

  • 1126 days ago via site
  • 31

my bro

  • 1126 days ago via site
  • 41

There are more beautiful places than Barcelona, you must come here, ill be the guide!

  • 1128 days ago via site
  • 30

  • 1128 days ago via site
  • 34

I love it

  • 1128 days ago via site
  • 40

Do you like it?

  • 1131 days ago via site
  • 39

Its a red from Spain, is passing you little man!! stop this please!

  • 1132 days ago via site
  • 41

Hola! Soy una chica de 15 años a la cual le encanta escribir :)
Bueno, vengo a contaros, yo antes escribía una novela, que tubo mucho éxito pero por motivos tube que dejarla... en fin, que ahora estoy escribiendo un libro, posiblemente pueda publicarlo pero no lo conseguiría sin vuestra ayuda. He publicado el primer capítulo abajo, es corto y para nada pesado. Más bien, una pequeña introducción. Sé que os gustará ya que tiene esa pizca juvenil que nos engancha a leer y me encantaría compartirlo con vosotras, que lo disfrutéis tal y como yo lo hago escribiéndolo. Espero que la sigáis, si te gustó pon siguiente, y espero que podáis leer el final ni mas ni menos que en papel. No me enrollo más, millones de gracias si al menos te has parado a leer esto. Si lo pasáis, me haríais un gran favor. :)
Un beso grande(:
Twitter:

-
Verde. Verde miel, aunque algo más oscuros; Sí. Y una expresión en su mirada que cuando te mira te congela. Y así me sentía yo cuando el me miraba. Mi corazón daba varios pálpitos antes de congelarse por tres segundos. Sí, exactamente tres. Los tenía contados. Y por no hablar de su sonrisa. Su sonrisa era algo extraterrestre. Y el lo sabía mejor que nadie. Sabía que era su arma, su fortaleza, mi punto débil. Bueno, qué digo. ¡Qué va a saber él de mí! Solo sabe que me llamo Celia y voy a su misma clase. Ah, y que me quedo embobada mirandole toda la clase de matemáticas. Sabe también cuanto odio matemáticas, y creo que se ha dado cuenta de que mi mirada se posa en su cabezita todos los segundos de esa horrible asignatura que llevaba intentando superar desde 1º.
Al menos no era tan prepotente como los demás, para nada. Era dulce, dulce como un melocotón. Jamás te juzgaría por tu físico, ya que es lo que menos le importa. Desgraciadamente, no se había fijado en el mío. Ni en mi existencia. Sí le pusieran mi foto en toda la cara en el lugar más perdido de este mundo, quizá no sabría descifrar exactamente mi nombre. Pero aun así, suspiraba cada momento por él. Y me conformaba con que al entrar en clase, sonríera, aun que no se dirigiera a mí.
¡Cuántas veces he soñado con eso! Su sonrisa, sus ojos mirandome fijamente, intentando comunicarme palabras inexistentes para decirme algo. Cómo yo hacía. Para decirle lo mucho que le quiero. Y lo que ha cambiado mi vida. ¡Vaya si la ha cambiado! Aun que el no se daba cuenta. No, no lo hacía.
¿Sabéis que es el cielo? Sí, eso azul que está arriba de tu cabeza. Para mí eso no es el cielo. Para mi el cielo es su sonrisa. Así que cuando miro al cielo, solo veo unos dientes perfectos haciendome revolotear como una mariposa.
-¿Estás aquí? - Arantxa estaba llamandome desde hace rato, pasando la mano por mi cara.
Arantxa es una de mis mejores amigas. Es rubia, con sus preciosos ojos azules. Son los más bonitos que jamás he visto. Es lindísima, pero ella no sabe verlo.
Suspiré y miré el reloj. 10 minutos. Quedaban 10 minutos para que la clase acabara. ¡El reloj no se movía! Parecía querer acacabar conmigo.
¡Qué eternas eran las clases cuando el faltaba!
Seguro que estaba con Stacie. Sí, la princesa de ojos azules y cabello dorado, por la que, aunque a mi corazón le costara reconocer, Chris estaba loco.
Stacie era maja, era una chica habladora por los codos y sus ojos te podían decir mucho más de lo que cualquier libro de 239043 páginas podría decirte. Eran demasiado bellos. Desgraciadamente mis ojos no eran así, ni mucho menos. Eran marrones con extrañas figuritas en ellos.
Yo también era muy habladora, bueno. Y lo soy. Lo que ocurre es que con él, me es imposible decir más de una palabra seguida, o simplemente monosílabos. Sí, no. Esto...¡pero!. Siempre era así. Si no fuera por que estamos en la misma fila uno al lado de otro en clase, jamás se dignaría a pedirme un bolígrafo cuando se le olvidan las cosas en clase. Es muy olvidadizo. Creo que eso, más que nada, está aplicado conmigo.
-Sí, si estoy. Perdona. Estaba...en lo mío.
-En lo tuyo, cómo no. -sonreía. - No te preocupes. Solo quería saber si el primer ejercicio te da 5.
La miré incrédula.
-¿Enserio piensas que yo lo sé?
Sonrió irónica y se volvió a preguntar al compañero de atrás. Sonreí para mí e intenté concentrarme.
6x - 9 + 98y = 0
¿Eh?
No entendía nada. Las ecuaciones de segundo grado me sacaban de quizio. ¿Por qué se empeñaban en juntar letras y números? Es que ¡NO ENCAJA! Igual que Chris y yo. Quizás el sería un número. Díficil, pero con su punto interesante. Y yo una letra, demasiado simple.
¡Argh! Otra vez. ¡Todo me llevaba a recordarle! Sacudí la cabeza y resoplé. Ahí me dí cuenta de que toda la clase estaba en silencio, pero que gracias a mis profundos pensamientos, no me había dado cuenta.
La profesora me miraba interrogante.
-¿Algún problema Celia?
-No..no. Nada, es que...yo... No sé hacer esto.
Vino hacia mí.
-¿Qué no sabes hacer?
Suspiré.
-Esto. -dije señalando el montón de letras y números mezclados.
Miró concentrada y comenzó a explicarme algo que seguía sin entender. Me limitaba a asentir, no quería darle a ver que era una inepta.
Estubo más de 5 minutos en mi mesa y cuando acabo su laaaaaaargo argumento, me miró seriamente y me dijo:
-¿Lo has entendido?
-Sí. -mentí
Sonrió y se dirijió a su sitio. Suspiré y miré de nuevo. ¿Qué me había dicho?

  • 1139 days ago via site
  • 104

my signed photo from #sohappy

  • 1193 days ago via site
  • 46

luv this photo

  • 1221 days ago via site
  • 47