No son las mejores vistas, pero no nos podemos quejar.