Levantarse a las 6 de la mañana para ésto, es triste.