¿Saben cómo sé que estoy viejo? Segunda parte: