Precioso cuadro del pintor inglés John Everett Millais: el último legionario romano abandona Britania.