Si llega el escocés... va a ser un partidazo.