El menemismo, ayer y hoy...