Dejemos las cosas bien claritas…