Las consolas se vuelto como la religión, critican sin ver el lado bueno de c/u tratando de defender la suya.