Y mientras me saluda un pingüino, yo digo: Buenos días ❄⛄