Cómo afrontar las correcciones con garantía de éxito: iMac, Kindle, cuaderno Moleskine friki… y café recién hecho :)