"Pensé que era la última pelota que iba a tocar en mucho tiempo. A pesar del dolor intenté pegarla"