Una vez acabada la lectura del libro interminable, ya estamos con el que sigue