Calcetas me ganó una batalla y al fin pudo romper su collar.